Vida Colegial

El Colegio de España pretende ofrecer una experiencia personal única que trasciende a la no desdeñable formación académica de excelencia que permite a los colegiales con sus estudios en la Universidad de Bolonia. Se espera que los colegiales puedan desarrollar sus diferentes inquietudes intelectuales y culturales a través de una completa formación humanista, por lo que son estimulados para que participen en actividades culturales y para que se abran a nuevos mundos, conozcan otras realidades y compartan unas vivencias extraordinarias que sólo seis siglos y medio de historia pueden ofrecer. Se quiere dar la oportunidad para que los colegiales puedan crecer como personas, acumulando un tesoro de experiencias vitales nacidas de la tan peculiar «vida colegial» que ofrece la posibilidad de vivir (y convivir) en un lugar único como el Colegio, el cual se impregna bajo el espíritu de su Fundador, el cardenal Gil de Albornoz, que fue capaz de soñar y construir una Obra para la eternidad. Un espacio en el que las «almas nobles» puedan crecer libremente. Y, por supuesto, los periodos de permanencia en el Colegio son también una oportunidad para descubrir la bella Italia y disfrutar de la rica vida universitaria de la ciudad de Bolonia, bautizada como «la dotta, la grassa, la rossa».